Los templos zen de Kamakura   鎌倉五山

Fecha de publicación :
El templo Kencho-ji en Kita-Kamakura, el templo zen más antiguo de Japón.

El templo Kencho-ji en Kita-Kamakura, el templo zen más antiguo de Japón.

La entrada es lo único que podrás ver del templo Jufukuji.

La entrada es lo único que podrás ver del templo Jufukuji.

La puerta de montaña del templo Jochiji.

La puerta de montaña del templo Jochiji.

 El jardín seco de Jomyoji.

El jardín seco de Jomyoji.

5 pasos para la iluminación

Kamakura, es considerada una de las capitales del zen (junto con Kyoto). Su fundaciones reposan sobre 5 templos que son la guía perfecta para planear tu visita.

Los Gozan, los cinco templos de la escuela Rinzai en Kamakura, se construyeron en el siglo XIII, cuando la ciudad era la capital de Japón. Estos templos tuvieron que competir por el poder y la riqueza contra los cinco templos de Kyoto. Todos ellos siguen la doctrina zen introducida por el monje Eisai, quien personalmente fundó uno de ellos.

Los cinco templos se encuentran en la parte norte de Kamakura entre la estación de Kita-Kamakura y las laderas de Gionyama. Casi todos están situados en lugares estratégicos desde donde se puede ver la ciudad en su totalidad. Normalmente se les clasifica por orden de importancia.

Kenchoji

Es el primero y más antiguo de los cinco templos. Fue fundado en 1253 por los gobernantes Hojo para mostrar al mundo su devoción y riqueza. Aunque el templo no es tan grande como solía ser en el pasado, su Hatto (Dharma Hall) sigue siendo el más grande de la parte este de Japón.

La puerta principal, Sanmon, y la campana del templo, el bonshō, impresionan por su tamaño y sobria elegancia. El templo está decorado con un jardín diseñado por el maestro zen Muso Kokushi.

En la parte de atrás del Kenchoji se inicia la ruta de senderismo Tenen que conduce a varios miradores desde donde se puede observar la vista de Kamakura y su bosque. Si se continúa en este camino boscoso en una hora se llega hasta el templo Jomyoji, al otro lado de la ciudad.

Engakuji

De segundo lugar en la lista, el Engaku ji, que compite con el Kenchoji en tamaño y belleza de sus edificios. Fue construido para conmemorar los soldados japoneses que murieron durante la invasión de los mongoles del siglo XIII. Se cree que el templo tiene un diente de buda, su reliquia más preciada. Es el templo favorito de los japoneses para admirar el follaje de Koyo en otoño.

Jufukuji

El templo Jufuku-ji es el tercero en la lista y el único que el monje Eisai fundó él mismo. Sin embargo, también es el único que permanece cerrado al público pues se dedica por completo a la búsqueda del satori.

Jochiji

Jochiji es un templo más pequeño que está cerca del Engakuji. Aquí se viene principalmente para admirar las estatuas de madera del siglo XIII y las cuevas y tumbas del jardín. Gran parte del encanto de este lugar es que su tranquilidad pues no suele estar lleno de turistas. En la parte de atrás del templo está la entrada del camino que lleva al Daibutsu, el Gran Buda (una hora caminando).


Jomyoji

El último templo en la lista es también el más pequeño. Aquí desemboca el camino Tenen y la gente viene a descansar y meditar frente al jardín seco. También se puede parar a comer en el restaurante vegetariano que pertenece al templo (ubicado en la parte trasera).

Ten en cuenta que Engakuji y Kenchoji también ofrecen a los visitantes actividades de meditación. No hace falta hacer reservaciones para participar en un ejercicio espiritual que tiene lugar todas las mañanas a las 10 y dura una hora. 

Descubre también en KAMAKURA

Lee comentarios Vea los comentarios de nuestros viajeros