Fujigoko: la región de los cinco lagos   富士五湖

Fecha de publicación :
En invierno la vista del Monte Fuji está especialmente despejada.

En invierno la vista del Monte Fuji está especialmente despejada.

Festival Shibazakura al pie del Monte Fuji.

Festival Shibazakura al pie del Monte Fuji.

El Monte Fuji desde el lago Kawaguchi.

El Monte Fuji desde el lago Kawaguchi.

Kawaguchiko

Monte Fuji con nieve.

Kawaguchiko

Monte Fuji con nieve.

A pies del volcán

De todos los lugares con vistas al Monte Fuji, la región de los cinco lagos (Fujigoko) ocupa un lugar especial. Situados a los pies del volcán, los lagos están dominados por la figura del Monte Fuji que se refleja en sus tranquilas aguas.

Los cinco lagos, Yamanakako, Kawaguchiko, Saiko, Shojiko y Motosuko son extensiones naturales formadas por la nieve derretida y los riachuelos locales. Estos se extienden al norte del Monte Fuji en una zona bien rural entre Yamanashi y Shizuoka. En esta área no verás grandes ciudades, aunque haya muchas instalaciones turísticas.

Un paraíso para los caminantes

Los cinco lagos han sido durante mucho tiempo un lugar de encuentro para los senderistas. Los alrededores de los lagos están llenos de hoteles y onsen (aguas termales), sin arruinar la belleza natural de los sitios. Si bien hay muchos senderos, la mejor manera de disfrutar los lugares y las vistas del Monte Fuji es alquilando una bicicleta. Los lagos que son más fáciles de visitar porque están más cercanos al transporte público son Kawaguchi y Sai. 

Un paraíso para los fotógrafos

En otoño se viene a admirar el follaje del koyo (especialmente en el lago Kawaguchi), pero la temporada de los cerezos en flor es igual de mágica. No olvidemos el verano y sus extensos campos de flores brillantes. Pero lo que los amantes de la fotografía vienen a capturar es el Monte Fuji totalmente reflejado en las tranquilas aguas de los lagos.

La región de los cinco lagos también ofrece otras actividades como el Museo del kimono Kubota Ichiku, un museo de arte y unas cuevas espectaculares. Cerca del lago Shoji también se encuentra la famosa selva Aokigahara. Cuando uno entra a la pagoda Chureito se tiene una de las vistas más bellas del Monte Fuji, con la pagoda en el primer plano. Si subes en el teleférico Kachi Kachi, también tendrás una vista panorámica hacia los lagos. Por último, el lago Kawaguchi es uno de los puntos de partida para escalar el Monte Fuji desde la Estación 5 de la línea Subaru.

La región de los cinco lagos es un buen destino para un viaje de uno o dos días, ideal para aquellos que quieran escapar de la capital sin aventurarse demasiado lejos. Aquí encontrarás serenidad, bellas vistas panorámicas, romance y la oportunidad de respirar aire fresco.

Lee comentarios Vea los comentarios de nuestros viajeros