Aguas termales y baños

Fuentes de placer, sinónimo de bienestar, las aguas termales (onsen) y los baños públicos (sento) encantan a los habitantes del archipiélago. 

Aguas Termales y Baños Públicos

Popular destino turístico en Japón y gran antídoto para el estrés,  el onsen representa la búsqueda de la felicidad total. Los japoneses se ponen inmediatamente de buen humor cuando toman uno de estos baños.  Familias, parejas o amigos, las mujeres por un lado y los hombres por el otro (separados desde la llegada del ejército estadounidense), todos disfrutan de esta relajante y deliciosa inmersión, totalmente desnudos, sin ningún pudor. No vivir esta experiencia en Japón es perderse de un esencial momento colectivo .

Hay que entender que en Japón estos baños no se utilizan para lavarse el cuerpo. Para poder meterse en estas aguas termales, claras o sulfurosas, uno ya debe estar limpísimo puesto que las aguas de los kami (dioses sintoístas) no deben ser ensuciadas.

En en medio de las montañas, rodeando toda la costa o frente al Monte Fuji, en la ciudad o en el campo, los manantiales brotan en todas las regiones del archipiélago. En 2011, el Ministerio de Medio Ambiente de Japón identificó oficialmente tres mil ciento ochenta y cinco estaciones termales.

Al seguir navegando por este sitio web, está aceptando el uso de cookies para mejorar las experiencias del usuario, ofrecer contenidos personalizados pensando en los intereses del usuario, o para realizar estadísticas de visitas. Al continuar en este sitio web, está aceptando el uso de cookies. Para más información, y para configurar sus favoritos acerca de las cookies.